Cómo responder a la pregunta: “¿Por qué querés cambiar de trabajo?”

por_que_cambiar_empleo

Una de las principales preguntas que un reclutador suele hacer durante la entrevista es la siguiente: “¿Por qué querés cambiar de empleo?”. A veces, se transforma en: “¿Qué ocurrió en tu último trabajo?” o “¿Por qué buscás trabajo?”.

Suele ser difícil saber qué responder a estas cuestiones. Debés ser sincero, pero también tener en cuenta que transmitís mucha información al responderla.

Hay mucha gente que, tras un periodo largo en su puesto actual o dedicado a otro aspecto de su vida, decide que es el momento de buscar nuevos retos que le permitan crecer profesionalmente y encontrar la felicidad en el trabajo.

La información que das te define

Al hacerte esa pregunta, seguro que te vienen a la mente las cosas que no te gustan de tu trabajo actual. Si respondés sin haber reflexionado antes la respuesta, saldrá un conjunto de afirmaciones que pueden ser mal interpretadas o causar una mala impresión.

Supongamos, por ejemplo, que querés cambiar de empleo porque no te gusta la estrategia de tu actual jefe o del departamento en el que estás. Depende de cómo formules esa discrepancia podés dar a entender al reclutador que no podés trabajar en equipo o que sos una persona difícil y no aceptás tener un jefe.

La mayoría de los cambios de empleo se deben a una mala supervisión o un mal director. Sin embargo, hablar mal de ello puede hacer suponer al reclutador que, igual que se lo cuentas a él, lo podés hacer con otras personas o con clientes de la empresa.

Las críticas constructivas son positivas, pero estas deben hacerse a la empresa cuando se forma parte de ella, no cuando uno ha cambiado o está siendo entrevistado para ello.

¿Qué ocurrió en tu último empleo y por qué llevás tanto tiempo sin trabajar?

No todas las personas se encuentran en la misma situación. Hay algunas que llevan un tiempo sin trabajar y los motivos pueden ser muy diversos: dedicarse a la familia, tiempo de formación, problemas de salud, etc.

Como siempre, la sinceridad es la mejor estrategia, pero escoger las palabras adecuadas también. Si tomaste la decisión de dejar tu carrera laboral, tuviste un motivo, contalo. Sin embargo, centrate en aquello que aprendiste durante ese período sin trabajar.

Si dejaste tu carrera para ser madre, podés explicar al reclutador tus motivos y las capacidades que has desarrollado al criar a un hijo. Seguramente, has aprendido a tener más paciencia, o a manejar una situación de crisis…seguro, que ese periodo te ha aportado habilidades que podés aplicar en tu nuevo puesto.

Posibles respuestas

Es mejor siempre enfocarse en la parte positiva de cambiar de empleo. Concentrate en lo que querés crear y no en lo que querés evitar.

Cuando aceptás un nuevo empleo, tenés un mundo nuevo del que aprender y la capacidad de aportar tus ideas a esa organización. Focalizá tu energía y respuestas en los nuevos retos de los que te querés ocupar.

Estas son las posibles respuestas que podés dar:

  • Tengo ganas de aprender.
  • Me gustaría un puesto de mayor responsabilidad o siento la necesidad de crecer profesionalmente.
  • Quiero un cambio en mi plan de carrera.
  • Ha llegado el momento de continuar mi desarrollo en otro lugar.
  • Me gustaría aprender nuevas habilidades, conocer otro sector o incluso focalizarme en una habilidad o tarea que en mi puesto actual no puedo hacer.

Además, esta pregunta te permite enfocarte en los puntos por los cuales te interesa trabajar en esa compañía. Lo hemos comentado muchas veces, pero a las empresas les preocupa que sus nuevos talentos congreguen con los mismos valores que ellos.

Así, en lugar de tomar esta pregunta como “¿Por qué deseás dejar la empresa en la que estás?”, enfocala hacia qué tiene esa nueva empresa que te motiva y te hace plantearte el cambio.

¿Y si me cambio por el salario?

Tratar este tema siempre es complicado. Si el cambio solo es por un tema de dinero, debés enfocarlo en la posibilidad de crecer y asumir nuevos retos o cumplir sueños debido a ese aumento.

Sin embargo, un cambio motivado solo por una cuestión de dinero no suele tranquilizar al reclutador, ya que no has escogido a la empresa por sus valores, programa de beneficios o cultura de organización, sino simplemente porque ganarás más.

El dinero es importante y es una palanca a tener en cuenta, cuando decidís hacer un cambio de trabajo, pero también debe ser contar con un buen ambiente laboral, poder crecer en tu carrera e incluso conciliar vida laboral y familiar.

Recordá que ahora podés consultar los comentarios de los trabajadores de la empresa en la que te interese trabajar en CompuTrabajo y así hacerte una idea de los valores y del trato del trabajador en la empresa.

¿Por qué siempre hacen esta pregunta?

Los reclutadores no hacen esta pregunta para intentar saber si criticás o no a tu actual jefe; la hacen porque les permite saber si has reflexionado sobre un cambio tan importante en tu vida.

Con esta pregunta, averiguan también si conocés la empresa y por qué creés que sos el candidato perfecto para desarrollar las tareas del puesto ofertado.

Puede parecer una pregunta banal o muy trivial, pero la información que da la respuesta es valiosa, así como la actitud que tomás ante la pregunta. La información no verbal también da señales, aunque no seas consciente.

Entonces, preparate para responder la pregunta y reflexioná sobre la respuesta antes de asistir a la entrevista.

2 comentarios sobre “Cómo responder a la pregunta: “¿Por qué querés cambiar de trabajo?””

  1. no sirven de nada, en argentina y latino ámerica están equivocados, muchos de estos avisos de empleo son falsos, imagino el porqué, y cuando son reales son sin sentido. buscan experiencia cuando el que la tiene es muy probable que ya tenga trabajo y no necesite buscar otro. y por eso mismo también para encontrar un candidato con experiencia alguien alguna vez debe haberle dado la oportunidad de tener dicha experiencia. también justo debe darse la coincidencia de que alguien tiene experiencia en algo y se ha quedado sin trabajo por x motivos con lo cual ese candidato si podrá ver las ofertas de trabajo. el tema de los estudios es otra cosa, podes tenerlos y es bueno tener título terciario universitario etc. pero la mayoría de las empresas priorizan la experiencia previa antes que la capacitación por parte de ella al candidato. buscan lo fácil a su vez lo difícil… “buscamos aquellos que tengan 5 años de experiencia, título universitario, manejo de pc idiomas, etc etc etc…” el puesto a cubrir es administrativo por ejemplo. o “asistente” comercial o “asistente” en rr hh. es demasiado así creería que le llegarían dos cv nada más. todo esto no tiene lógica ni sentido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *